Sauvignon Blancs indispensables para este verano

Sauvignon Blancs indispensables para este verano

Sauvignon Blancs son los vinos que, probablemente, más de moda estén en el mundo cuando hablamos de vinos blancos, jóvenes y frescos para el verano. Tras la Chardonnay, es la varietal blanca más cultivada y bebida en todo el mundo y , al igual que esta, no es una uva que se cultive demasiado en España dentro de las varietales blancas, pero si que hay que reconocer que se cultiva en muchas zonas diferentes del país.

Por este motivo, al igual que hicimos en nuestro especial de Chardonnays, hemos querido incluiros en nuestras recomendaciones Sauvignon Blancs de diferentes zonas del país para que podáis comparar cm los diferentes suelos y climas se muestran luego en los diferentes vinos.

Aunque es una uva de origen francés, es al final del siglo pasado cuando alcanza su máximo apogeo sobre todo con la producción de vinos de una zona considerada actualmente com la cuna de estos vinos. Hablamos de la zona de Marlborough, en el extremo norte de la Isla Sur de Nueva Zelanda. El rápido desarrollo del Marlborough Sauvignon Blanc es uno de los eventos más espectaculares en el mundo del vino. El sabor intenso y fácilmente accesible de un clásico “Savvy” de Marlborough (como se lo conoce coloquialmente en esa parte del mundo) ha conquistado un amplio mercado en todo el mundo, desde los Estados Unidos y Canadá hasta el Reino Unido y el norte de Europa, Australia y Japón. En 2015, Sauvignon Blanc representó alrededor del 85% de las exportaciones de vino de Nueva Zelanda, lo que indica cómo se produce en esta zona del mundo.

Éxito del Sauvignon Blanc

El punto clave del auge de la Sauvignon Blanc es su sencillez: los sabores rara vez se esconden en el fondo. Además, existe una correlación particularmente estrecha entre los sabores percibidos y los descritos, por lo que Sauvignon Blanc es un vino ideal para comenzar las clases de cata de vinos.

Los aromas clásicos de Sauvignon Blanc van desde hierbas, hojas de grosella negra y espárragos hasta manzanas verdes y grosellas, pasando por uno que muchas veces se denomina como ‘pis de gato’.

Sauvignon se adapta fácilmente a todo tipo de entornos de cultivo. Debido a que madura temprano, se puede cultivar en climas relativamente fríos, mientras que su alta acidez natural le permite conservar un nivel de frescura incluso en áreas más cálidas. Sin embargo, para lograr el toque que más caracteriza al vino Sauvignon Blanc, se necesita un terroir más fresco , idealmente con sol brillante persistente y un período de cosecha en seco.