Heredad Morán & López marida sus vinos con conservas Agromar y aceite Iraval

 4,807 Lecturas

Heredad Morán & López marida sus vinos con conservas Agromar y aceite AOVE Iraval

Heredad Morán & López marida sus vinos con conservas Agromar y aceite AOVE Iraval

Heredad Morán & López marida sus vinos con conservas Agromar y aceite AOVE Iraval

Buenas de nuevo, lectores. Hoy vamos a detallar un sabroso maridaje, basado en unos vinos del Bierzo, unas conservas asturianas y un aceite manchego.

Heredad Morán & López marida sus vinos con conservas Agromar y aceite AOVE Iraval

Desde Ponferrada (El Bierzo), la bodega “Heredad de Morán y López”, nos sorprende con sus: Heredad 26 Godello, Heredad Altos de Talana y Heredad 26 Roble.

La conservas “Agromar”, desde Gijón, nos complacen con sus: anchoas del Cantábrico, cogote de bonito del norte y su fabada asturiana.

Por último, desde Mora (Toledo), Iraval nos presenta su aceite virgen extra de cosecha temprana.

El maridaje comienza compartiendo las anchoas del cantábrico con el vino Heredad 26 Godello. Una conjunción idílica, que resalta las notas salinas y grasas de las anchoas, con la frescura y potencia del Godello, resultando un maridaje de 10.

Heredad Morán & López marida sus vinos con conservas Agromar y aceite AOVE Iraval

Continuamos degustando el cogote de bonito del norte con el vino “Heredad Altos de Talana, Godello barrica”. En este caso maridamos un bonito excepcional, mantecoso al tacto y sabroso en boca con un vino fermentado en barrica, que aúna la frescura y mineralidad típicas de los Godello del Bierzo, junto con la complejidad de los grandes blancos fermentados en barrica. Un goce para todos los sentidos involucrados.

El último maridaje del día, es la fabada asturiana compaginada con el vino “Heredad Roble 26, Mencía”. Un ensamblaje muy acertado, que aúna la potencia de la fabada, junto con sus notas ahumadas y terrosas, junto con la finura de un vino “roble” que, hace el equilibrio perfecto entre la fruta, la madera y la mineralidad de un gran Mencía añejado en su justa medida.

Cabe destacar en esta ocasión la versatilidad de la conserva, que bien como producto gourmet, así como de quinta gama, nos permite disfrutar en casa, en cualquier momento, de un excepcional producto como es, la fabada asturiana.

La sesión ha estado acompañada del aceite AOVE de vendimia temprana “Iraval” en formato tostas. Un aceite premiado en los premios “Mezquita Córdoba 2022”.

El maridaje es perfecto para cualquier reunión formal (o elegante), donde queramos sorprender a nuestros invitados con unos productos muy exclusivos y gastronómicos, que además tienen una sencilla preparación.

Jaime Salinas Loaisa

Técnico en laboratorio y producción vinícola.

En mis ratos libres ejerzo de sumiller.

Fanático de la gastronomía y la enología.

En constante aprendizaje.

@Garnachaman

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Bodegas Alvia
27.873.856 Lecturas