Sobrelías Club B2C
Guía Online de Vinos

Aumenta la familia de vinos de TerraCotta Wines Chi Tao Jiu

Sobrelias TV

 4,650 Lecturas

vinos de TerraCotta Wines

Aumenta la familia de vinos de TerraCotta Wines Chi Tao Jiu

TerraCotta Wines Chi Tao Jiu es un proyecto que os presentamos en su día al hablaros de su idea de elaborar su primer vino con la curiosidad de que se embotellaba en una botella de barro, lo que no deja de ser una crianza en ánfora, pero en este caso, tamaño botella. Era la que os comentábamos como la ‘Botella que respira’ cuando os presentamos los vinos de TerraCotta Wines.

Amos Benacchio, CEO de Terracotta Wines. Italiano de nacimiento, pero afincado hace muchos años en Valencia, ha decidido hacer crecer la familia de sus vinos, pero siguiendo su línea de que la crianza de los vinos debe ser en ánforas de barro.

De esta forma, a los que ya os habíamos acercado como su Daniela 2017 (su vino en botella de barro) y su Bobale 2018, ahora añade a la familia de vinos de Terracotta Wines dos nuevos, un blanco y un tinto, ambos de la añada 2020, uno elaborado con Chadonnay y otro con Bobal, siendo los dos, como ya os comentaba, con crianza en ánforas.

Daniela 2017

Dolia Chardonnay Amphorae 2020, es un vino blanco monovarietal Chardonnay con segunda fermentación en barrica de roble y afinamiento de dos meses ánfora de 262 litros del que solamente se elaboran 300 botellas. Nosotros hemos podido disfrutar de la botella número 138.

Dolia Bobal Amphorae 2020, es un monovarietal Bobal con afinamiento en ánfora al igual que el blanco, con una elaboración también reducida a 300 botellas, de las cuáles pudimos disfrutar de la número 159.

Ambos vinos son un derroche de frescura en su cata, apareciendo la influencia de las ánforas de barro que permite intensificar las sensaciones frutales de ambas varietales, con un toque de complejidad que hacen que ambos vinos tengan su personalidad, alejándose de los monovarietales jóvenes. Ese paso por las ánforas consigue que tengan un afinamiento muy interesante y les den su carácter propio, siguiendo la línea diferenciada de los primeros vinos que elaboraba este proyecto.

Cata de los vinos de Terracota Wines

Daniela 2017

Daniela 2017

Daniela 2017 de Terracotta Wines Chi Tao Jiu, es el vino de ‘la botella que respira’, una botella elaborada con barro, lo que es sinónimo de que mientras está en botella está aprovechando el material con que se elabora la botella para mejorar su afinamiento. Una microoxigenación constante que permite aumentar la complejidad del vino sin dejar el toque a la madera que queda en caso de emplear barricas en la crianza.

Es un vino elaborado como monovarietal Bobal en la zona de Utiel-Requena. Una producción reducida de 1.000 botellas. De cepas de 50 años cultivadas en vaso, tiene una vinificación en cemento con remontado suave.

En vista es un vino que en copa parada nos deja un color picota bastante intenso, con una buena capa, media-alta, En movimiento de la copa se ve un vino vivo fluido, con recuerdos violáceos que indican la juventud de la fruta.

En nariz se percibe, con intensidad media, mucha fruta, fundamentalmente roja, fresas, frambuesas, mora, con ligeros toques florales.

En boca es fresco de entrada, con un ligero dulzor inicial que luego da paso en el paladar a fruta, con una buena gestión de la acidez que le da un paso muy redondo y muy buena persistencia. Un paso goloso, fresco.

Un vino este Daniela 2017 muy peculiar, diferente no solo por su botella, sino porque en su cata se percibe mucha expresividad y la ausencia de madera no se echa en falta, sobre todos si sois de los que os gusta que se perciba la barrica.

Tras su cata merece una calificación de Muy Bueno llegando a una puntuación de 90+ puntos.

Daniela 2017

Bobale 2018

Bobale 2018

Bobale 2018, un vino que es la segunda vez que disfruto de su cata, es un vino de producción limitada, solamente 900 botellas (disfrutamos hoy de la nº 414), que es elaborado al amparo de la D.O. Utiel-Requena por TerraCotta Wines. Un vino con una crianza de 16 meses en barricas. Un monovarietal Bobal que en esta edición limitada también lo podéis encontrar como Bobale Mannekenpis 2018 (por algo la etiqueta).

En su cata se percibe en vista, en copa parada, un vino con un color rojo cereza picota de intensidad cromática media, capa media pero que, curiosamente, conserva aun reflejos violáceos en movimiento de la copa.

Intensidad media tirando a alta, con la presencia de mucha fruta, principalmente fruta roja. Aromas florales como ligeros aportes de violetas y parte de aromas herbáceos. La crianza le da complejidad, intensificando toques tostados, torrefactos y un fondo marcado mineral.

Boca de ataque amplio, más fresco de lo que me esperaría en un vino de esta crianza, paso amplio, bastante voluminoso, muy equilibrado. Sensaciones de fruta y crianza de forma conjunta. Muy largo en el paso por boca con un final también bastante largo y muy buena persistencia. El postgusto nos trae muchos aportes de la crianza.

Un vino muy redondo en su paso por boca que deja muy presentes los aportes de esta varietal, al Bobal, dejando un vino con mucho carácter unido al aporte de su larga crianza que, como os comentaba antes, es de 16 meses.

Un vino que merece sin duda la calificación de Muy Bueno tras su cata, llegando a una puntuación de 91 puntos.

Bobale 2018

Dolia Chardonnay Amphorae 2020

Dolia Chardonnay Amphorae 2020 es, como ya os comentábamos, una de las novedades que saca Terracotta Wines al mercado, en este caso como monovarietal Chardonnay y continuando la línea inicial del proyecto de realizar un afinamiento en ánforas.

Concretamente es un vino con segunda fermentación en barrica de roble y afinamiento posterior de dos meses en ánfora de 262 litros del que solamente se elaboran 300 botellas. Nosotros hemos podido disfrutar de la botella número 138.

Un vino que nos ha gustado mucho en su cata, teniendo en cuenta que nosotros somos de Chardonnays con crianza en barricas y con complejidad, pero este vino consigue mostrar esa complejidad sin necesidad de madera gracias a esos dos meses que pasa afinándose en ánforas.

Un vino que en vista nos deja un color amarillo dorado, con una muy buena intensidad cromática que da sensaciones de complejidad, acompañados de movimiento en copa muy ‘vino joven’.

La nariz es de intensidad media tirando a alta, con una gran presencia de fruta blanca, toques tropicales, de hueso, cítricos, ciertos aromas florales, un conjunto armonioso que se intensifica al airear la copa. Ese paso por ánforas acentúa la frescura del vino sin duda.

La boca es de ataque fresco, fruta y excelente acidez, que nos dejan en el paso por el paladar un gran frescor con muy buena intensidad, elegante, amplio, toque graso de la varietal, con cuerpo. La ánfora le da un toque de frescura que no le daría la barrica de madera. Muy buena persistencia y un final largo.

Dolia Chardonnay Amphorae 2020 es un vino que tras su cata se merece la calificación de Muy Bueno, llegando a una puntuación de 90+ puntos.

Dolia Chardonnay Amphorae 2020

Dolia Bobal Amphore 2020

Dolia Bobal Amphorae 2020

Dolia Bobal Amphorae 2020 es la segunda novedad dentro de los vinos de Terracotta Wines para este año. Un vino monovarietal Bobal con paso de afinamiento por ánforas de barro que le aumenta  la complejidad, lo afina, conservando a la perfección la frescura de una varietal como es la Bobal.

Al igual que su hermano blanco, tiene una producción reducida a 300 botellas y hemos disfrutado de la número 159.

Una presencia de crianza en ánfora que da complejidad y permite a la vez presentar la gran carga de fruta de la uva que, sin duda, le permitirá conseguir un gran afinamiento y crecimiento en botella.

Un vino que en su cata nos deja un color muy varietal, un rojo cereza picota bastante intenso, con una capa media-alta, muy limpio y brillante en copa parada, con una gran lágrima en movimiento.

Acercar la copa a la nariz nos llena de fruta, frescura, una clara presencia de fruta roja, con unos ligeros toques maduros, puede que de la ánfora, aromas florales muy interesantes y ligeros aportes herbáceos. Al airear la copa nos intensifican los aportes anteriores, acompañados de una mineralidad ligera de fondo que completa un abanico aromático muy bien equilibrado.

La boca es de ataque muy fresco, amplio en el paso por el paladar, buen volumen, bien estructurado pese a su juventud, con una clara presencia de fruta. Buena acidez que le dará sin duda un buen potencial de guarda, a la vez que le ayuda a dejarnos en su cata una muy buena persistencia. Un final bastante largo con mucha frescura.

Dolia Bobal Amphore 2020 es un vino que, tras su cata se merece la calificación de Muy Bueno, llegando a una puntuación de 91 puntos.

Dolia Bobal Amphore 2020

Los vinos de Terracotta Wines han aumentado y siguen su línea: vinos enormemente frescos, sabroso, elegantes y que nunca dejan impasible en su cata. ¡¡Enhorabuena por estos dos nuevos vinos, sin duda un gran acierto!!.

José Luis del Campo
CEO en Socialmedia Network

José Luis del Campo. Sumiller. Asesor online de bodegas. CEO en Socialmedia Network.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Conservas Codesa